Francisco Montaño, el soldado de Hernán Cortés que subió al cráter del volcán Popocatépelt en busca de azufre para fabricar pólvora

¿Saben ustedes q en tiempos de la conquista de México, tres españoles escalaron un volcán de 5.500 M. de altura, una vez en la cumbre uno de ellos bajó atado por los pies al cráter y extrajo azufre para poder fabricar pólvora? El español q bajó al cráter se llamaba Francisco Montaño.

Francisco Montaño y sus dos compañeros de escalada Larios y Mesa, subieron al cráter del volcán Popocatépelt por orden del gran Hernán Cortés en busca de azufre. Los españoles que andaban por aquellos lares luchando contra la tiranía azteca andaban escasos de pólvora.

Para llegar a la cumbre no pasaron por una tienda de material de escalada, su hazaña ocurrió en el siglo XVI. Utilizaron unos simples clavos y unas pequeñas cuerdas y vencieron al frío con cotas y mantas. Montaño bajó al cráter atado por los pies y logró un costal de azufre.

Cervantes de Salazar: «Según me dixo Montaño, era cosa espantosa volver los ojos hacia abaxo, porque aliende de la gran profundidad que desvanecía la cabeza, espantaba el fuego y la humareda que con piedras encendidas, de rato en rato, aquel fuego infernal despedía.»

Hernán Cortés: ·»He hecho mención de una sierra, que está en esta provincia, que sale mucho humo: y de allí entrando un español setenta, u ochenta brazas; atado a la boca abajo, se ha sacado (azufre), con que hasta ahora nos habernos sostenido.»

El propio Hernán Cortés puso en conocimiento del Emperador y Rey Carlos la hazaña. En la misma carta le solicitaba al César que en el futuro sería más recomendable que enviará pólvora a Nueva España para no tener que acudir al volcán.

Francisco Montaño, salmantino de Ciudad Rodrigo, antes de su hazaña había participado en el sitio de Tecochtitlan, fue el primero en subir al Templo Mayor en 1520 donde fue herido en la cara y luchó bravamente en la batalla de Otumba donde también fue herido.

Anteriormente había subido a la cima del Popocatépelt el capitán Diego de Ordás, al que el Emperador y Rey Carlos le concedió el derecho de llevar en su escudo de armas un volcán. Así narra la subida al «volcán de México» el cronista Bernal Díaz del Castillo:

«El volcán que está junto a Guaxocingo echaba en aquella sazón mucho fuego, de lo cual nuestro capitán Cortés y todos nosotros nos admiramos de ello y un capitán de los nuestros que se decía Diego de Ordás tomóle codicia de ir a ver qué cosa era (…) y después de bien visto muy gozoso el Ordás volvió con sus compañeros (…) y cuando fue Diego de Ordás a Castilla lo demandó por armas (quiso incluir el volcán en su escudo de armas) a su majestad, e así las tiene ahora un su sobrino que vive en la Puebla»-

7 pensamientos sobre “Francisco Montaño, el soldado de Hernán Cortés que subió al cráter del volcán Popocatépelt en busca de azufre para fabricar pólvora

  1. Impresionante hazaña del bien nombrado Montaño y más cuando conoces y te has acercado al
    mítico Popo, que por cierto es Popocatepetl y no “Popocatepelt” como también Tenochtitlán que no es “Tecochtitlan” del artículo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: